Causas más habituales del dolor de cabeza

Tipos de cefaleas y cómo tratarlas
Causas más habituales del dolor de cabeza | Cedida

El dolor de cabeza es una de las patologías que afecta a más personas, sea cual sea la edad, el sexo o la raza, y quienes lo presentan a menudo tienen dificultades para realizar las tareas diarias, como el trabajo o las diferentes obligaciones.

El dolor de cabeza también es conocido como cefalea y supone una pérdida de calidad de vida para quienes lo tienen habitualmente. Afecta a las relaciones personales y al desarrollo del día a día. Pero, ¿son todas las cefaleas iguales o pueden presentar diferentes características? Te lo contamos, ya que, conociendo los distintos tipos de dolor de cabeza, podrás entender mejor cuáles son sus causas y por qué están provocadas.

Tipos de dolor de cabeza

Existen diferentes tipos de dolor de cabeza: migraña, cefalea en racimos y cefalea tensional, siendo la cefalea tensional la más frecuente.
Según la causa se clasifican en:

  • Idiopáticas: o primarias. En este tipo de cefalea, el dolor se manifiesta sin ninguna causa aparente.
  • Sintomáticas: o secundarias. En este tipo de dolor de cabeza, la causa es la presencia de alguna patología.

Causas de la cefalea

Las causas por las que se producen los dolores de cabeza pueden ser muy diferentes, desde la edad, debido a los cambios hormonales, sobre todo, en mujeres, o por causas genéticas. Es decir, personas con familiares cercanos que sufran dolores de cabeza de forma periódica, podrán tender a sufrirlos también.

Otra de las causas son los ciclos menstruales y la ovulación, días del mes en los que las mujeres pueden presentar dolores de cabeza más o menos intensos.

El estrés es una de las grandes causas. La ansiedad y el estrés originan fuertes cefaleas que podrían desaparecer con técnicas de relajación y la ayuda de un fármaco que aminorase los síntomas.

Quizás no lo sabías, pero también te puede doler la cabeza a causa de la ingesta de algún alimento o sustancia que contenga tiramina o glutamato monosódico, como el chocolate, la vainilla, los cítricos o el cacao.

De igual manera, el cansancio, la falta de sueño o el exceso, los cambios en el clima o el calor, también pueden provocar cefaleas intensas.

Tratamiento para la cefalea

Los fármacos específicamente indicados para tratar la cefalea son eficaces para actuar contra el dolor. Sean cuales sean las causas de tu cefalea, tomar fármacos tipo Ibuprofeno-Arginina, como Espididol, alivia de forma rápida los síntomas, produciendo una mejora en pocos minutos. Así podrás reanudar la actividad diaria, gracias a su composición a base de Ibuprofeno y Arginina, que permite absorberse rápidamente y abordar el dolor ocasional

Además de este medicamento, te ayudará a evitar la aparición de cefaleas el descansar adecuadamente, dormir siempre a la misma hora, practicar deportes como yoga o pilates, no utilizar dispositivos que proyecten luz azul durante muchas horas seguidas, alimentarte adecuadamente o no consumir alcohol de forma excesiva y rutinaria.

"¿Cómo se puede detectar una alergia?" "Las 5 enfermedades que aparecen por Navidad"