Viviendo La Salud

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: viviendolasalud@oblivionmedia.net

¿Cómo hacer salsa tzatziki? Receta tradicional griega

Esta suave salsa de origen griego tiene como ingredientes principales el pepino, el yogur y el vinagre de vino blanco.
La receta de salsa tzatziki es muy fácil de preparar, se necesitan pocos ingredientes y es ideal para acompañar con vegetales frescos.

La salsa tzatziki es probablemente la salsa más popular dentro de la gastronomía griega y turca. La mezcla de sabores dulces y salados y la frescura del eneldo y el pepino convierten esta salsa en una comida excelente para tomar durante los meses de calor.

En este artículo descubriremos cómo hacer la salsa tzatziki siguiendo la receta griega tradicional para obtener así una salsa lo más parecida a la original.

Receta de la salsa tzatziki casera en 5 sencillos pasos

El tzatziki es una salsa tradicional del levante mediterráneo originaria principalmente de Grecia, Turquía, Chipre y también la zona de los balcanes. Con algunas particularidades por regiones, la receta de esta salsa se elabora con los mismos ingredientes en la mayoría de países, teniendo como ingredientes principales el yogur, el pepino y el vinagre de vino blanco.

La salsa tzatziki puede hacerse con thermomix o bien con cualquier robot de cocina añadiendo todos los ingredientes juntos, pero en esta receta mostraremos cómo hacerla de manera casera y siguiendo la receta tradicional. A continuación la resumimos.

1. Ingredientes

Los ingredientes necesarios para hacer una auténtica salsa tzatziki griega según la receta tradicional son:

  • Un pepino

  • 150 gramos de yogur griego

  • Vinagre de vino blanco

  • Aceite de oliva virgen extra

  • Un diente de ajo

  • Sal

  • Pimienta

  • Eneldo rallado para dar sabor

Aunque estos son los ingredientes que se utilizan tradicionalmente para elaborar esta salsa de forma original, se puede hacer también con otros elementos sustitutivos. Existen otras recetas donde se añade menta picada en lugar de eneldo rallado o bien especias de cualquier otro tipo para sazonar la receta.

2. Pelar el pepino

El primer paso consiste en pelar y rallar el ingrediente principal de la recata: el pepino.

A continuación, colocamos el pepino rallado en un recipiente, sazonamos con sal y pimienta el contenido y también añadiremos una cucharada de vinagre de vino blanco. Removemos todos los ingredientes y dejamos que repose mientras nos ocupamos de los otros ingredientes.

Es importante que el vinagre de vino blanco sea de buena calidad, ya que es uno de los elementos más importantes de la receta y el que le otorga a la salsa tzatziki su sabor característico.

En algunas recetas se quitan las semillas del pepino antes de rallarlo, puede hacerse pero no es necesario si queremos hacer esta salsa en el menor tiempo posible.

El pepino y el yogur aportan a la salsa tzatziki un frescor y sabor muy característico.

3. Hacer la salsa

Otro de los ingredientes esenciales de nuestra salsa de tzatziki casera es el yogur griego.

Para hacerla, colocamos el yogur en un recipiente y añadimos un diente de ajo triturado. El ajo podemos prepararlo en una batidora con un poco de aceite de oliva para que quede bien triturado y emulsionado con el fin de añadir la mezcla al yogur.

A continuación, añadiremos una cucharada de vinagre de vino blanco, sal y pimienta,y mezclamos todos los ingredientes hasta que queden bien integrados.

4.Colar el pepino

El secreto de un buen tzatziki tradicional es que el pepino quede bien seco y libre de jugo, para obtener una salsa bien integrada y cremosa.

Para colar el pepino colocaremos el pepino rallado en una toalla o bien cualquier tipo de tela con un recipiente debajo donde echaremos el zumo de pepino.

La forma de asegurarnos de que el pepino quede muy seco consiste en ponerlo dentro de la tela y apretarlo para que salga todo el zumo.

5. Unir todos los ingredientes

El último paso consiste en añadir el pepino rallado al yogur y mezclar bien todos los ingredientes. Para terminar esparciremos el eneldo picado por encima de la salsa y mezclaremos nuevamente.

De esta forma, tendremos como resultado una salsa tzatziki muy parecida a la original. Con el objetivo de aportar frescura y cuerpo a la salsa, una buena recomendación es ponerla en la nevera durante unos 20 o 30 minutos. Pasado este tiempo, el plato estará listo para servir de acompañamiento de verduras de todo tipo, así como carnes y ensaladas.

Bibliografía:

  • Brill, S. (2010). The Wild Vegan Cookbook: A Forager's Culinary Guide (in the Field Or in the Supermarket) to Preparing and Savoring Wild (and Not So Wild) Natural Foods. Houghton Mifflin Harcourt

  • Kochilas, D. (1999). The Greek Vegetarian: More Than 100 Recipes Inspired by the Traditional Dishes and Flavors of Greece. Macmillan.

Comentarios