Viviendo La Salud

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: viviendolasalud@oblivionmedia.net

¿Cómo preparar micheladas? Ingredientes y receta clásica mexicana

La michelada clásica es una bebida mexicana hecha con cerveza, limón y salsas
Las micheladas pueden prepararse con cualquier cerveza.
 

La michelada es una forma mexicana de preparar la cerveza. Es reconocida como una bebida clásica dentro y fuera del país, aunque dependiendo de la zona puede prepararse de formas distintas o recibir otros nombres (como “chelada”).

En este artículo explicaremos cómo preparar una clásica michelada e incluimos una breve descripción sobre sus diferencias con la “chelada”; así como algunas recetas más novedosas, como las micheladas de sabores, micheladas con clamato y micheladas con camarón.

Michelada: una clásica bebida mexicana

Conocemos como “michelada” a la combinación de una cerveza con distintas salas, jugo de limón, hielo y sal, principalmente. Es una bebida típica de México, aunque no se sabe con certeza de dónde surgió o a quién se le ocurrió dicha mezcla.

Según la Cámara Nacional de la Industria de la Cerveza y la Malta (Canicerm), actualmente conocidos como los Cerveceros de México, la michelada pudo haber surgido del Club Deportivo Potosino (localizado en San Luis Potosí, al noreste del país).

Cuentan que uno de los miembros de este club pedía con frecuencia una cerveza servida en una copa tipo chabela, a la que agregaba limón, sal, hielo y un popote (pajita). El nombre de este miembro era Michel Ésper, con lo cual, bautizaron la bebida como “Michelada” por combinar el nombre propio más el nombre de la copa (Michel + chabela).

Otra versión más sencilla dice que el término “michelada” ha surgido de la combinación entre la palabra “chela” (cerveza, en México) y “helada” (por que se agregan hielos), siendo así una manera de decir rápidamente “Mi-chela-helada”.

En cualquier caso, esta clásica bebida es actualmente conocida en todo México. No obstante, algunos le dicen “michelada” mientras que otros le dicen “chelada”, ¿cuál es la diferencia?

¿Michelada o chelada?

La diferencia entre la michelada y la chelada es que una lleva salas y limón, mientras que la otra lleva sólo limón. Pero, en realidad, no hay un nombre correcto. En gran parte del país se dice “michelada” a aquella que lleva salsas, y en otras zonas esto último se conoce como “chelada”.

Quizás a nivel internacional el uso más extendido de la palabra “michelada” es la cerveza combinada tanto con limón como con salsas.

Independientemente de si se llama "chelada" o "michelada", el limón no puede faltar en esta receta.

¿Cómo preparar una michelada? Ingredientes y receta clásica

A parte de ser una bebida que puede disfrutarse con la comida o en una fiesta, tanto la michelada clásica como la michelada cubana son remedios muy populares para “curar la cruda” (quitar la resaca). Así pues, explicaremos a continuación cómo hacer una michelada (con salsas). Para preparar la clásica receta necesitamos los siguientes ingredientes:

  • Cerveza

  • Salsas: salsa valentina, salsa maggi, salsa inglesa y salsa tabasco (esta última no la utilizan todas las personas)

  • Jugo de limón (del verde; necesitamos aproximadamente 5 - 10 ml.)

  • Sal

  • Hielo (actualmente este ya no es requisito indispensable para hacer la michelada clásica, puede incluirse u omitirse)

  • Complementos opcionales: camarón, clamato (jugo de tomate), tajin (chile en polvo)

En cuanto a los utensilios, necesitamos:

  • Un exprimidor de limones (para agilizar la obtención del jugo)

  • Un tarro cervecero o una copa tipo chabela (esta es la opción más clásica, aunque puede utilizarse cualquier vaso tamaño estándar)

  • Para incrementar la experiencia de beber una “chela helada”, el tarro o copa puede dejarse en refrigeración, levemente humedecido, una hora antes de preparar la bebida.

  • Un plato pequeño donde pondremos sal refinada al gusto, y si se prefiere puede combinarse con un poco de chile en polvo Tajin.

Preparación

La preparación de la michelada es realmente sencilla, aunque los sabores pueden cambiar en función del sazón de cada quien. Lo primero es poner un poco de jugo de limón alrededor del filo de la copa o vaso, para posteriormente colocarlo sobre el plato con sal refinada. De esta manera, el borde de vaso quedará “escarchado”, es decir, cubierto con sal.

Lo que tenemos que hacer después, es colocar los hielos dentro del vaso y posteriormente depositar el jugo de limón. Una vez tengamos el jugo de limón, colocamos las salsas.

Y ¿cuál es la cantidad recomendable de salsa? Esto depende en gran medida de nuestra tolerancia al picante y nuestro gusto por lo salado o lo dulce. Hay que considerar que:

  • La salsa Valentina es medianamente picante y medianamente salada; está elaborada con chiles secos y distintos condimentos (aunque hay una versión "Muy picante" disponible en el mercado)

  • La salsa Maggi no es picante, pero sí es muy salada, ya que es un sazonador de carnes hecho a base de proteína vegetal

  • La salsa Inglesa (o Worcestershire) no es picante ni salada, sino más bien dulce; lleva vinagre, jarabe de maíz, pimiento, a veces vino y clavo de olor

  • La salsa Tabasco es poco salada, pero es muy picante; se elabora con chile tabasco, vinagre, agua y sal

Por último, mezclamos con el popote o la pajita las salsas, el hielo y el limón, y finalmente incorporamos la cerveza. Una vez hecho esto, nuestra michelada está lista para disfrutar.

Salsa valentina, salsa maggi, salsa inglesia y salsa tabasco son algunos de los ingredientes de la michelada.

Michelada con clamato (cubana)

La michelada con clamato es también conocida como “michelada cubana”. La preparación es la misma que la descrita anteriormente (la de la michelada clásica).

La diferencia es que, antes de incorporar la cerveza, ponemos un poco de clamato (jugo de tomate) y lo mezclamos con las salsas y el limón. La cantidad ideal es cuando el vaso quede cubierto hasta un poco más de la mitad.

En algunos lugares se acostumbra poner dentro del vaso un popote cubierto con dulce enchilado - lo que se conoce como “chamochela”, o bien un trozo de apio. En otros, la costumbre es colocar un par de camarones (gambas) en el borde del vaso, o bien, en una brocheta que se incorpora dentro de éste.

En realidad, las posibilidades de combinación de ingredientes para la michelada son casi tan grandes como nuestros gustos e imaginación.

Micheladas de sabores

En épocas más recientes la michelada clásica se ha reinventado hasta incorporar distintos sabores. Tenemos, por ejemplo, una michelada de mango. La preparación es la misma que hemos descrito para la michelada clásica, sólo que se agregan unos trozos de fruta dentro del vaso, antes de verter la cerveza.

Esto se puede realizar con cualquier fruta que combine bien con las salsas, generalmente cítricos, como piña o maracuyá. En algunos lugares lo que se acostumbra es mezclar un poco de néctar de la fruta elegida con las salsas antes de incorporar la cerveza, aunque es una práctica menos común.

La michelada con clamato o michela da cubana también se conoce como michelada roja.

¿Cuál es la mejor cerveza mexicana?

Y finalmente, ¿cuál es la cerveza ideal para preparar una michelada? En realidad, no hay una cerveza ideal. Tanto la michelada como la chelada pueden prepararse con las cervezas que conocemos como claras (rubias), oscuras, comerciales, artesanales, nacionales, internacionales, de alta fermentación, de baja fermentación, y cualquier otra de nuestra preferencia.

Pero, para muchos amantes de la cerveza, la michelada representa casi una aberración (debido a que la mezcla de tantos ingredientes impide apreciar el sabor y la textura original de la cerveza). Aún así, lo cierto es que esta bebida es disfrutada por mucha gente tanto dentro como fuera de México.

Para los interesados en conocer aquellas marcas mexicanas avaladas como las mejores del mercado, dejamos la siguiente información: según Forbes México, siguiendo a los Cerveceros de México, la mejor marca de cerveza mexicana del 2018 es la “Ángel Caído” de la Cervecería Concordia Hidalgo. Es una cerveza artesanal estilo braggot que lleva miel y una graduación alcohólica de 9%.

En cuanto a las marcas más comerciales, la cerveza Bohemia (de Heineken México) es reconocida como la tercera mejor cerveza mexicana, superando a la Negra Modelo (del Grupo Modelo), que ocupa el número 7.

La receta paso a paso

Para aquellos que prefieren ver el paso a paso, antes cerrar este artículo dejamos un video donde se explica cómo hacer micheladas en tres recetas distintas (michelada, chelada y clamato). 

Referencias bibliográficas:

Comentarios