Viviendo La Salud

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: info@oblivionmedia.com

Aromaterapia: ¿qué es? Beneficios de 5 aceites esenciales

La aromaterapia es un método de la medicina alternativa que suele aplicarse junto con masajes.

 

Muchas enfermedades físicas y psicológicas pueden ser tratadas con aromaterapia. Entre sus métodos de aplicación destaca la inhalación mediante difusores o humidificadores.

A continuación explicaremos más en detalle qué es la aromaterapia y cuáles son sus principales formas de aplicación. También enumeraremos 5 aceites esenciales de los más utilizados y hablaremos de los beneficios más conocidos de este tipo de terapia.

Aromaterapia: qué es e historia

La aromaterapia es el uso terapéutico de aceites esenciales aromáticos derivados de plantas con el objetivo de promover el bienestar psicológico y físico de la persona. En algunas ocasiones se usa en combinación con masajes y otras técnicas como parte de un tratamiento holístico.

Las plantas aromáticas se han utilizado a lo largo de la historia de Occidente y Oriente por sus propiedades. Ya en 1500 a.C. los antiguos egipcios empleaban aguas, aceites, incienso y ungüentos perfumados con plantas como parte de sus ceremonias religiosas.

En 1937 el químico francés René-Maurice Gattefossé publicó el libro “Aromatherapie: Les Huiles essentielles, hormones végétales”, que se introdujo en Europa como una disciplina médica.

El autor descubrió las propiedades curativas del aceite de lavanda por accidente cuando sufrió una quemadura grave mientras trabajaba y utilizó el líquido más cercano (el de lavanda) para mojar la herida.

Formas de aplicación

En la aromaterapia los aceites se escogen en función de sus propiedades medicinales. Se supone que a medida que éstos se absorben en el torrente sanguíneo mediante su aplicación en la piel o la inhalación, sus componentes activos desencadenan ciertos efectos farmacológicos como el alivio del dolor.

Por inhalación (humidificador, difusor)

El método más básico para la aromaterapia es la inhalación directa o indirecta de aceites esenciales. En este sentido se suelen utilizar dispositivos como humidificadores o difusores para su administración.

Estos difusores pueden ser efectivos en aromaterapia, que usa aceites para promover un ambiente hogareño más saludable. Esta técnica se recomienda cuando la aromaterapia se usa para tratar condiciones respiratorias y/o de la piel.

Aplicación directa

Por su potencia, algunos aceites se diluyen en loción antes de aplicarse en la piel de forma directa para evitar una reacción alérgica. Los aceites ligeros como la almendra dulce, la semilla de la uva o la avellana pueden ser absorbidos más fácilmente por la piel.

El masaje es una técnica terapéutica muy común junto con la aromaterapia para relajar el cuerpo y administrar los aceites esenciales. Éstos también pueden utilizarse en compresas frías o calientes y en remojo para tratar dolores musculares (p.ej. lavanda y jengibre).

Uso interno

Algunos aceites pueden administrarse en forma de infusión o supositorio para tratar algunos síntomas o afecciones. Este tratamiento nunca debe ser autoadministrado y deben tomarse bajo la supervisión de un profesional de la salud cualificado.

5 aceites esenciales (y sus propiedades)

A continuación se enumeran 5 de los aceites esenciales más comúnmente utilizados en la aromaterapia y las propiedades que se les atribuyen.

1. Laurel de la bahía

Este aceite tiene propiedades antisépticas, diuréticas y sedantes. Se usa para tratar problemas digestivos, bronquitis, resfriados comunes, gripes, sarna y piojos. No obstante su uso en embarazadas está contraindicado.

2. Ylang Ylang

El Ylang Ylang es un aceite esencial sedante que a veces se usa para tratar la hipertensión y la taquicardia. También es conocido por sus efectos afrodisíacos.

3. Hierbabuena

A la hierbabuena se le atribuyen efectos antiinflamatorios, antisépticos y antimicrobianos. Es considerado efectivo para el tratamiento de las afecciones de la piel y útil para paliar los síntomas del resfriado y la gripe.

Además en 2002 en una investigación se encontró que el aroma a menta ayudó a los atletas a correr más rápido y a realizar más flexiones que los sujetos control. No obstante, para confirmar esta hipótesis serían necesarios muchos más estudios con resultados similares.

4. Árbol del té

Tiene propiedades bactericidas, viricidas, fungicidas y antiinflamatorias que lo convierten en una buena opción para combatir las infecciones.

También está recomendado para tratar el dolor de garganta y las infecciones respiratorias, vaginales y de la vejiga, así como las heridas y una variedad de afecciones de la piel.

5. Lavanda

La lavanda tiene una amplia gama de aplicaciones cosméticas y medicinales. De entre ellas destacan el tratamiento de picaduras de insectos, quemaduras, infecciones respiratorias, molestias intestinales, náuseas, migraña, insomnio, depresión y estrés.

Beneficios de la aromaterapia

La aromaterapia ofrece muchos beneficios físicos y psicológicos, dependiendo de la combinación de los aceites y su método de aplicación (difusor, humidificador...). Algunas propiedades medicinales comunes son las siguientes: analgésicas, antimicrobianas, antisépticas, antiinflamatorias, sedantes, antiespasmódicas y diuréticas.

La aromaterapia se usa para tratar una amplia gama de síntomas y patologías, entre ellas las molestias gastrointestinales, las afecciones de la piel, los dolores y las irregularidades menstruales, el estrés, los trastornos del estado de ánimo como la depresión, los problemas circulatorios, las infecciones respiratorias como la neumonía y lase heridas.

Además de físicos, a la aromaterapia también se le atribuyen beneficios psicológicos. Se cree que la volatilidad de un aceite (velocidad con la que se evapora en el aire) está vinculada con su efecto psicológico específico. Los aceites que se evaporan rápido se consideran más activadores y los que lo hacen de forma lenta tienen un efecto más calmante.

Investigación y aceptación de la aromaterapia

Las cualidades antisépticas y bactericidas de algunos aceites esenciales (árbol del té y la menta) se han detallado ampliamente en la literatura médica antigua y moderna.

La investigación médica reciente ha demostrado que la aromaterapia tiene un impacto psicológico positivo en los pacientes. No obstante, es posible que éste no sea superior al efecto placebo.

Algunos estudios sugieren que los masajes con aceites esenciales pueden ser útiles para mejorar el bienestar emocional y la curación de enfermos crónicos y pacientes en postoperatorio.

Referencias bibliográficas:

  • Ford-Martin, P., & Odle, T. G. (2005). Aromatherapy. In J. L. Longe (Ed.), The Gale Encyclopedia of Alternative Medicine (2nd ed., Vol. 1, pp. 122-127). Detroit: Gale.

  • Schnaubelt, K. (1999). Medical Aromatherapy: Healing With Essential Oils. Berkeley, CA: Frog Ltd.

Comentarios