Viviendo La Salud

Telegram : +34 639 048 422

E-Mail: viviendolasalud@oblivionmedia.net

Comida chatarra: qué es, tipos y efectos en la salud

La comida chatarra es un tipo de alimento muy poco saludable y cuyo consumo ha aumentado considerablemente en los últimos años.
Las hamburguesas elaboradas en establecimientos de comida rápida son la comida chatarra más representativa. 

Muy poca gente puede resistirse a comer de vez en cuando en un establecimiento de comida rápida, el alimento que dispensan este tipo de comercios es sabroso y hasta adictivo para algunas personas.

El problema de salud puede aparecer cuando este tipo de comida llamado comida chatarra o comida basura se convierte en habitual dentro de nuestra dieta. En este artículo resumimos qué es la comida chatarra, tipos y cuáles son los efectos sobre la salud que conlleva su consumo.

¿Qué es la comida chatarra?

Los alimentos chatarra, también llamados comida chatarra o comida basura, son aquellos alimentos poco saludables para el organismo debido a la cantidad de elementos nocivos que pueden traer consecuencias negativas para la salud. Reciben este nombre principalmente por la cantidad de calorías que contienen que, además, no suponen ningún aporte nutricional.

A menudo, este tipo de comida se caracteriza no solamente por el efecto negativo para la salud, sino por ser comida de bajo precio y normalmente también de baja calidad. Su bajo precio, popularidad y fácil distribución son las características principales y la razón de que muchas multinacionales comercialicen este tipo de alimentos.

La comida chatarra suele tener más popularidad entre niños y adolescentes, fenómeno que puede ser explicado por la publicidad y los medios de comunicación masiva, la globalización y la estandarización de determinados hábitos alimenticios en la mayor parte de países del mundo.

¿Cuáles son sus efectos sobre la salud?

El consumo recurrente de alimentos chatarra puede tener graves consecuencias para la salud física, ya que podría acabar derivando en problemas de obesidad y déficits nutricionales. Además de consecuencias psicológicas, como estados de ánimo depresivos y problemas de salud.

Por otra parte, ingerir de forma recurrente estos alimentos puede llegar a generar un adicción, con todas las consecuencias que esto tiene tanto a nivel físico, psicológico y económico o social.

Los principales efectos que pueden tener en la salud los alimentos chatarra se deben a su alto contenido en azúcares, calorías vacías sin ningún aporte nutricional, exceso de sal, grasas trans o aceites vegetales, procesos de fritura excesiva, aditivos o conservantes.

Las consecuencias más visibles de estos cuadros nutricionales son ser el sobrepeso o la obesidad, la diabetes, problemas cardíacos o enfermedades del corazón, caries, celulitis, envejecimiento prematuro, aumento del colesterol y aparición de determinados tipos de cáncer.

El aumento de este tipo de comida basura en las sociedades modernas supone graves problemas de salud colectiva a todos los niveles, salud física pero también salud emocional y cambios en el paradigma de las relaciones sociales.

Además de conllevar graves consecuencias en la salud de las personas, las industrias encargadas de producir y comercializar alimentos chatarra también ejercen un impacto negativo sobre el medio ambiente. Principalmente debido a que los establecimientos de comida rápida suelen producir recipientes de plástico no reutilizables y a menudo no realizan separación de los residuos que generan.

Las bebidas gasificadas también contienen altas cantidades de azúcares y calorías, por lo que también son consideradas alimentos chatarra.

¿Qué tipos existen? 6 ejemplos

Existe una gran variedad de tipos diferentes de comida que podemos ubicar dentro del grupo de los llamados alimentos chatarra o comida basura. A continuación, resumimos aquellos alimentos más representativos de este tipo de comida.

1. Comida rápida

La comida rápida es la que a menudo se asocia más fácilmente a este tipo de alimentos tan poco saludables. Las hamburguesas, pizzas, salchichas, hot dogs son alimentos muy populares especialmente entre la gente joven pero con efectos muy negativos en la salud de quien los consume en exceso.

2. Bolleria industrial

Este grupo de alimentos también es representativo de la comida basura. En él encontramos los donuts, alimentos con cantidades excesivas de azúcar, y en general, dulces procesados de manera industrial.

Del mismo modo que con la comida rápida, conviene no abusar de la bollería industrial para minimizar el riesgo de padecer diabetes u obesidad.

3. Fritos

Los alimentos fritos como el pollo frito, las patatas de establecimientos de comida rápida, algunos snacks y en general todo tipo de alimento que haya pasado por ese proceso son poco recomendables para mantener una dieta sana y equilibrada y también pueden ocasionar graves problemas de salud.

4. Bebidas gaseosas

Las bebidas gaseosas también entran dentro de esta consideración. Sus elevados niveles de azúcar, así como su elevado nivel de componentes químicos pueden llegar a relacionarse con algunas enfermedades como la obesidad, la diabetes y algunos tipos de cáncer.

5. Alimentos precocinados

Los alimentos precocinados contienen todos los ingredientes negativos, igual que la mayoría de alimentos chatarra pero estos suelen contener mayor cantidad de aditivos, conservantes y colorantes.

6. Congelados

Los productos congelados no son negativos para la salud por el hecho de ser congelados per se, sino porque a menudo este tipo de alimentos son comidas ultraprocesadas con una gran cantidad de aditivos y conservantes.

Referencias bibliográficas:

  • O'Neill, B. (November 30, 2006). Is this what you call junk food?. BBC News. Extraído de www.bbc.com

Comentarios